El papel de aluminio es un elemento común en todas las cocinas de los hogares de todo el mundo por su versatilidad, su uso en la preparación de platos y por ser por perfecto para envolver y conservar los alimentos durante más tiempo.

Pero ¿Existe una manera correcta de utilizar el papel de aluminio? La respuesta es no. El papel de plata esta compuesto por dos caras: una opaca y otra brillante, no existe un lado correcto para envolver tus alimentos con papel albal. Las son caras son válidas para envolver un bocadillo o un ingrediente para tus platos que quieres conservar.

Es probable que, como en mucho hogares, pienses que el papel de aluminio solo tiene una utilidad en tu cocina. Hoy te contamos 7 usos alternativos para el papel de aluminio, para que le saques el máximo partido a este elemento imprescindible.

1. Pulir la cubertería

¿Tus cubiertos han perdido su brillo característicos? Utilizan papel de aluminio podrás mejorar el aspecto de tu cubertería en cuestión de minutos. Cubre el fondo de una olla con papel albal, agrega agua y, a continuación, dos cucharas de sal. Lo siguiente será poner en remojo los cubiertos durante 3 minutos, retíralos pasado este tiempo, déjalos secas y frota con un paño de algodón. ¡Te sorprenderá el resultado!

2. Afilar tus tijeras

Con este sencillo truco cualquiera de tus tijeras volverá a cortar sin problemas: dobla varias hojas de aluminio en dos, cuando las tengas utiliza las tijeras que necesiten un afilado y realiza varios cortes en las hojas.

3. Mantener tu horno limpio

Para mantener tu horno limpio más tiempo y evitar limpiarlo muchas veces seguidas también puedes utilizar papel de aluminio. El procedimiento es sencillo, se trata de cubrir toda la superficie interior del horno con una hoja de papel de aluminio y retirarla una vez has acabado de utilizar el horno. De esta manera, los residuos de grasa se quedarán adheridos al papel de plata y no al horno.

4. Eliminar la electricidad estática de la ropa

¿Cansado/a de la electricidad estática en la ropa tras los lavados? Te traemos la solución: haz dos o tres bolas con papel de aluminio y añádela a tu ropa en la lavadora o la secadora. El aluminio hará que la electricidad estática desaparezca.

5. Protege los picaportes de la pintura

Si estás pensando en darle una mano de pintura a las puertas de tu hogar, puede que estés dándole vuelta a la manera de proteger los picaportes de estas. Tu solución: el papel de aluminio, envuelve los picarportes con aluminio para evitar que caigan gotas sobre los picaportes y, una vez hayas acabado, retíralo con cuidado.

6. Limpiar parrillas de manera fácil

Es posible que tras muchas barbacoas tu parrilla se haya quedado totalmente negra, para devolverle el brillo puedes hacer una bola de papel albal y frotar enérgicamente sobre las varas de la parrilla. Si prefieres no hacerlo con la mano, puedes utilizar unas pinzas.

7. Limpiar la plancha

Tras el uso continuo de la plancha puede que se hayan quedado incrustados restos de suciedad o manchas de cal. Para eliminar estos residuos y facilitar tu planchado, dobla una hoja de aluminio y agrega sal por encima. Seguidamente, frota suavemente la plancha sobre la hoja como si la estuvieras planchado. ¡Quedará como nueva!

Ahora que ya sabes la variedad de usos para el papel de aluminio, no tienes excusas para dejarlo abandonado en un cajón de tu hogar ¿Conoces algún truco más con el papel de aluminio? Compártelo con nosotros.