receta-gratinado-tomate-y-queso

Gratinado de tomate y queso

65 min
Dificultad: Fácil
6 Comensales
Descripción

El gratinado de tomate y queso es un plato muy sencillo, fácil de elaborar y económico. Es un primer plato de ingredientes muy básicos que podemos encontrarlos durante todo el año. Los más pequeños de la familia estarán encantados con esta receta original y diferente.

Ingredientes
  • 1 kg de tomates fuertes.
  • 250 gr de pan de molde sin corteza.
  • 450 gr de queso brie.
  • 6 huevos.
  • 3 cebollas.
  • Papel teflonado
  • 2 pastillas de caldo de verduras.
  • 50 ml de aceite de oliva.
  • Pimienta blanca.
  • Sal.
Preparación
  1. Pelar y picar las cebollas.
  2. Partir el queso en rebanadas.
  3. Lavar y cortar en rodajas los tomates.
  4. Tostar el pan.
  5. En un bol batir los huevos.
  6. Forrar un molde alargado con papel teflonado y untar con un poco de aceite.
  7. En un cazo con 50 ml de agua caliente disolver las pastillas de caldo.
  8. En una sartén calentar el aceite.
  9. Pochar las cebollas a fuego lento durante 10 minutos hasta estar transparentes.
  10. Salpimentar.
  11. Retirar del fuego.
  12. En el bol de los huevos, verter las pastillas disueltas.
  13. Remover.
  14. Agregar las cebollas y mezclar bien.
  15. En el molde forrado y untado colocar unas rebanadas, encima unas rodajas de tomates, encima un poco de la mezcla de la cebolla, más rodajas de tomates, más rebanadas de pan, mezcla de cebolla y acabar con el tomate.
  16. Finalmente cubrir con las rodajas de queso.
  17. Precalentar el horno a 180ºC durante 5 minutos.
  18. Introducir el molde.
  19. Cocer durante 20 min.
  20. Desmoldar en una bandeja alargada cuando esté un poco tibio para que no se desmonte el pastel.
  21. Servir templado.