Uno de los errores más comunes que solemos cometer en nuestra alimentación, sobre todo cuando queremos perder algo de peso, es que tomamos cualquier cosa que vemos. En bastantes ocasiones el antojo que nos provoca comer ese snack presuntamente inofensivo se convierte en toda una bomba calórica de azúcar y ya es demasiado tarde. Patatas fritas de bolsa, bombones, barritas de chocolate, una ración de fritos (patatas, croquetas, calamares…), refrescos azucarados, galletas industriales… son muchos los aperitivos poco saludables que podemos encontrar en el sector de la hostelería o en aquellas máquinas expendedoras que venden bollería industrial, por lo que a veces se hace complicado evitarlos.

Sin embargo, si de verdad quieres llevar una alimentación sana, puedes empezar a preparar tus propios snacks en casa.

A continuación te proponemos algunos alimentos saludables para preparar en casa, nutritivos y riquísimos. De otro modo, si quieres y tienes más tiempo puedes consultar nuestro artículo de Picoteo entre horas saludable, sí es posible donde podrás encontrar platos más elaborados.

  1. Pechuga de pollo o pavo, un gran aporte proteínico
    La pechuga de pollo o de pavo son de las carnes más sanas del mercado ya que contienen pocas calorías y casi nada de grasa. A esto hay que sumar que las proteínas que nos aportan son de alta calidad y fácilmente asimiladas por el organismo. Por ello te proponemos elaborar un sándwich de pollo o pavo con complementos de lechuga y rodajas de tomate por encima.
  2. Patatas Chips vegetales
    Puedes encontrar de muchos tipos ya sean de patata, de tomates, de zanahoria, de moniato, de berenjena… Las chips de verduras, cortadas de manera finas, han de estar tostadas, no fritas. 10 unidades aportan 100 calorías y son suficientes para matar el hambre.
  3. Salmón, bonito o caballa
    Además de pollo, hay otra fuente de proteínas adecuada para picar entre horas como podría ser el pescado azul (el atún, el salmón o la caballa). Ingerir este alimento unas dos veces a la semana entre horas puede ser una buena alternativa para matar el hambre de forma saludable.
  4. Barritas de avena artesanales
    En lugar de comprar barritas de cereales procesadas (que contienen mucho azúcar), puedes preparar tus propias barritas con copos de avena, frutos secos y miel. Solo necesitarás moldear la masa. La recomendación es que con una simple unidad que comas ya es suficiente debido a su valor nutritivo y calórico.
  5. Encurtidos deliciosos que pueden matar el hambre.
    Nos podemos encontrar con diferentes tipos de encurtidos que pueden saciar nuestra hambre de maner completa tales como los pepinillos, las cebolletas e incluso las aceitunas. Ante todo hay que tener presente que son alimentos de origen vegetal, por lo que el aporte calórico será bajo. También aportan un gran poder saciante y son ricos en vitamina C y fibra.

  6. Macedonia o postres de diferentes tipos de frutas
    Puede encontrar en el mercado una gran oferta de productos como bombones sin azúcar o yogur descremado de frutas, también puedes preparar de forma rápida una macedonia con diferentes piezas. La fruta te aportará energía de forma saludable además de un montón de nutrientes.
  7. Frutos secos, un gran atractivo para un aperitivo
    Frutos secos, palomitas de maíz, nueces y pipas son de los aperitivos más recomendados ya que aportan energía de forma saludable. A pesar de esto, no todas las variedades ni preparaciones son las más adecuadas. Destacamos las nueces y las almendras crudas como las mejores para picar entre horas, ya que son los que más beneficios nos aportan para la salud en términos de grasas y su menor contenido calórico.

De este modo y atendiendo a todo lo comentado, cabe recordar que el proceso ideal es el de seguir con las 5 comidas para dar un equilibrio nutricional diario a nuestro cuerpo. Además, si nos estructuramos de manera adecuada estas comidas con una alimentación equilibrada y con los valores energéticos acorde a nosotros, a lo mejor no habría esa ansiedad de comer entre horas.