El horno es un electrodomésticos muy versátil en la cocina que requiere de un cuidado y mantenimiento específico que debería ser diario. Como por lo general no dedicamos del tiempo suficiente para su mantenimiento diario, te presentamos las claves para la limpieza a fondo del horno de tu cocina. Al ser una limpieza exhaustiva podrás realizarla una vez al mes, siempre teniendo en cuenta el uso que le des.

Con estas sencillas pautas, procedimientos y trucos naturales para la limpieza del horno evitarás la acumulación de grasa en el fondo, la suciedad incrustada en las paredes y la formación de malos olores en este electrodoméstico.

Procedimientos de limpieza para hornos con función autolimpieza

Los electrodomésticos son cada vez más inteligentes y cuentan con funciones que nos facilitan la vida en gran medida; un buen ejemplo de ello son los hornos que incluyen un sistema de autolimpieza. Este sistema calienta el horno a una temperatura muy elevada hasta que los restos de comida que hayan quedado en su interior se carbonizan, convirtiéndose en cenizas y despegándose de las paredes.

  1. Retira las rejillas del horno y lávalas hasta dejarlas libres de grasa.
  2. Cierra la puerta y enciende la autolimpieza del horno. La temperatura ideal está entre 428 y 485ºC.
  3. Tras finalizar la limpieza, deja que el horno se enfríe durante dos horas aproximadamente.
  4. Retira y limpia los restos de cenizas con una bayeta o trapo humedecido.
  5. Limpia la grasa o restos de suciedad de la puerta del horno con un paño húmedo y algún producto desengrasante.

Trucos caseros para limpiar el horno

Para limpiar y desengrasar el horno existen diversos productos específicos de venta en supermecados, estos suelen estar formulados con químicos que pueden ser agresivos para tu piel o desprender olores demasiado fuertes.

productos naturales para limpiar el horno

Si prefieres apostar por una alternativa algo más natural, te presentamos algunos trucos caseros para la limpieza del horno. Recuerda que la eficacia de estos “remedios naturales” dependen de cada horno, ten en cuenta el material con el que está fabricado y ante cualquier duda, utiliza los productos recomendados por el fabricante.

  • Bicarbonato de sodio

    Para la limpieza del horno con bicarbonato pon 1 cucharada disuelta en agua, puedes poner la mezcla en un recipiente que te permite pulverizar el interior del horno o en un paño o esponja ligeramente humedecida con la mezcla. Retira los restos de suciedad con un estropajo seco.

  • Vinagre

    Para limpiar un horno muy sucio también puedes utilizar la doble acción del bicarbonato y el vinagre. Dos potentes activos que juntos se transforman en la solución para limpiar la grasa del horno. En un recipiente, agrega un chorro de vinagre con 1/2 cucharada de bicarbonato, deja actuar durante 10 min con el horno encendido a unos 120ºC aproximadamente. Una vez haya acabado el tiempo, abre la puerta para que se enfría y limpia los restos con un paño.

  • Limón

    El limón, por su función de ambientador natural, es un truco casero ideal para quitar el mal olor del horno, además de ser muy eficaz para la limpieza. Parte un limón y exprime su jugo en un cazo, pon el horno a 250ºC y dejalo dentro durante unos 30 minutos aproximadamente. Una vez haya pasado el tiempo, retira el cazo y pasa un trapo limpio por el interior del horno.

  • Sal

    Para la limpieza de la zonas del horno muy sucias puedes utilizar 250 g de sal disueltos en 1/2 litro de agua. Cubre las superficies con la mezcla y deja actuar durante 15 min. A continuación retira los restos de grasa con un paño húmedo.

Recuerda tener en cuenta el material de tu horno antes de aplicar cualquier producto, natural o comercial, y ten en cuenta las necesidades de limpieza específicas del modelo de tu horno.

Estos son nuestros consejos y trucos para la limpieza del horno ¿Conocías alguno de ellos? Compártelo con nosotros.