Las ensaladas son platos ideales para consumir en verano por estar compuestas por vegetales refrescantes y muy saludables. Además son de elaboraciones muy versátiles que pueden servir tanto de entrante, primer plato o guarnición en cualquier menú.

Otra de sus cualidades es que admiten prácticamente cualquier ingrediente que quieras añadirle. Entre ellos, como no podía ser de otra manera, las frutas: ideales para darles textura, sabor y color. En esta entrada repasamos algunas de las frutas que puedes agregar a tus ensaladas para enriquecerlas y hacerlas aún más saludables.

6 frutas para enriquecer tus ensaladas

  1. Manzana

    Las manzanas son de esas frutas que es posible disfrutar prácticamente en cualquier época del año. Son una gran fuente de compuestos con acción antioxidante, por lo que ayudan al organismo a inhibir con mayor eficacia la formación de radicales libres  y estimulan la desintoxicación del organismo. Son diuréticas, están llenas de fibra, reducen los niveles de azúcar en sangre, evitan la formación de cálculos biliares y tienen un gran efecto saciante.

    Puedes incorporar las manzanas en tus ensaladas en forma de tiras, daditos o como más te guste, verás que sabor más especial y sabroso.

    ensalada con manzana

  2. Mango

    El mango es una fruta con tierna con un sabor y una fragancia inconfundible. Es rico en vitaminas A, C y K, antioxidantes, rica en minerales como el hierro, cobre, calcio y magnesio y con multitud de propiedades beneficiosas para el organismo. Ayuda a la digestión, controla la ácidez (por ser rico en ácido málico, tarárico y cítrico), fortalece los huesos, depura el hígado y disminuye los niveles de azúcar en sangre.

    Por todos sus propiedades y efectos beneficiosos, nosotros incluimos el mango en esta ensalada de quinoa y salmón, un plato muy fresco ideal para llevar un dia a la playa o como entrante de un menú saludable.

  3. Fresas

    ¡Las fresas son las reinas de los frutos rojos! Son sabrosas, coloridas y con gran valor nutricional. Contienen grandes cantidades de fibra, vitamina C, antioxidantes, potasio y ácido fólico (por lo que son ideales para las embarazadas). Contribuyen a regular el tránsito intestinal, cuidar la salud bucal e incluso, según algunos estudios, contribuyen a mantener la memoria a largo plazo.

    Puedes hacer deliciosas ensaladas con fresas cortandolas en rodajas o dejándolas enteras, no te olvides de combinarlas con otras frutas y verduras como hacemos nosotros en esta receta.

    ensalada con fresas

  4. Melón

    El melón es una fruta típica del verano que se caracteriza por su alto contenido en agua, su pulpa es blanda y jugosa. Es bajo en calorías, rico en vitamina A, C, minerales y flavonoides, que protegen las células de los radicales libres. Mejora la visión, controla la frecuencia cardíaca, la presión arterial y fortalece el sistema inmunitario ante infecciones y virus.

    Su sabor dulzón contrasta muy bien con sabores salados por lo que es ideal para añadir a tus ensaladas acompañado de frutos secos, queso, pollo o incluso jamón serrano.

  5. Naranja

    Las naranjas son una de las frutas cítricas que puedes utilizar para hacer tus ensaladas aún más frescas. Esta fruta es especialmente rica en vitamina A, B1 y por supuesto la vitamina C. Pero además de estos nutrientes esenciales contienen gran cantidad de aminoácidos y minerales como el potasio, el calcio, el hierro y el sodio. Por su gran contenido en agua es ideal para tomar en verano y mantenerse bien hidratada/o.

  6. Higos

    Los higos destacan entre las frutas por su contenido en fibra, necesarias para mantener digestiones buenas, ligeras y evitar el estreñimiento. Contiene azúcares naturales que ayudan a incrementar los niveles de energía del organismo y mejoran el estado de ánimo. Además son potentes antiinflamatorios, reducen el dolor del proceso inflamatorio por lo que ayudan a tratar las úlceras estomacales y las inflamaciones cutáneas.

    ensalada con higos

No pierdas la ocasión de innovar en tus ensaladas, añadeles fruta fresca de la que más te guste y verás que sabor más especial. Además de enriquecer tus ensaladas, la fruta es un ingrediente saludable que te aporta muchos nutrientes esenciales que tu cuerpo agradecerá.